Connect with us

Animales Sorprendentes

ÁCAROS! ¡Los monstruos que habitan con nosotros y no los vemos!

Published

on

Cirugía Plástica en Mérida

Ácaros, parásitos, insectos y otros bichos más, abundan en nuestros hogares.

Andan por todas partes, en la cocina, en el baño, en las recámaras, en el jardín, en las ropas, en todas las camas…

¡No hay sitio libre de estas horrendas pesadillas, dignas de una película de Alfred Hitchcock!

casas en venta merida

Suben, bajan, corren, se desplazan, muerden, pican, se reproducen… Son tantos que en cada casa hay una auténtica invasión.

Venta de autos nuevos

Afortunadamente la gran mayoría de esos seres no los podemos ver, porque si así fuera, el lector o los suyos saldrían corriendo a la calle.

En este momento que el lector lee esta página, en sus brazos corren y conviven más de 1,500 entes que inundan toda la piel.

Terrenos en venta Yucatán

Para verlos como apreciamos en las imágenes hay que aumentar los lentes unas 500 veces.

El ácaro es una de las especies más rápidas, ya que recorre 380 veces su cuerpo en 1 segundo.

 

Animales Sorprendentes

Un alimento para reforzar las defensas de mi mascota

Published

on

Cirugía Plástica en Mérida

La principal función del alimento es proporcionar los nutrientes necesarios para mantenerse sano a la vez que pueda realizar la actividad específica que desarrolla.

 

En nuestras mascotas, la nutrición tiene que venir acompañada de supervisión y cuidados dados por el médico veterinario (vacunaciones, desparasitaciones) y por los dueños (aseo, ejercicio, convivencia) para lograr tener un perro o un gato saludable y feliz.

casas en venta merida

Se ha estudiado mucho sobre la influencia que una buena alimentación tiene sobre la presentación de enfermedades y se ha encontrado una relación muy estrecha entre una buena nutrición y un individuo sano. Muchos de los componentes del sistema inmunológico, que defiende al organismo de enfermedades, están formados por proteínas. También se sabe que muchos sistemas de defensa celular del organismo no pueden ser activados si no están presentes algunas vitaminas y minerales. Finalmente, todas las membranas que recubren las células de todo el organismo tienen una fina capa de grasas. Todo este sistema de defensa de la salud viene del alimento consumido.

Venta de autos nuevos

El intestino no es únicamente el órgano por donde se nutre el organismo, también es, junto con la piel, la primera barrera de defensa ante enfermedades; dentro de él viven decenas de trillones de microorganismos de al menos 1,000 especies diferentes que se encargan de cuidar la salud de las mascotas, evitando que las bacterias que causan enfermedades logren ingresar al organismo. El alimento es sumamente importante para mantener a esta población en buen estado y número.

Terrenos en venta Yucatán

La piel está en contacto constante con agentes infecciosos por lo que una buena alimentación proporciona los nutrientes necesarios para poder tener una piel resistente que evite el ingreso al organismo de bacterias, hongos o parásitos que causan enfermedades.

 

Por todo lo que se ha mencionado, es muy importante, junto con el veterinario, diseñar un buen plan de alimentación que incluya la selección de un alimento balanceado de calidad Premium o Super Premium para ayudar a nuestras mascotas a estar sanas y a tener sus defensas altas ante cualquier posible enfermedad que se pueda presentar.

 

Recuerda que… Una mascota sana es una mascota feliz

Sigue Leyendo

Animales Sorprendentes

PETAURO DEL AZÚCAR Sus primos son el canguro y el koala, y como su nombre lo dice, gusta de comer “azúcar”

Published

on

Cirugía Plástica en Mérida

También conocido como falangero del azúcar, es un pequeño mamífero del orden de los marsupiales. Es “primo” de otros animales bien conocidos como el canguro o el koala. El nombre del animalito hace referencia a algo muy simple: le encanta el azúcar.

Si el petauro pudiera elegir un solo alimento, él comería azúcar. Afortunadamente para sus dientes, este rico manjar no siempre está disponible para comer en el bosque, pero sí lo están las pequeñas arañas, ratoncitos, lagartijas y pájaros de pequeño tamaño, o bien, la savia de los árboles, el néctar de las flores o los frutos de temporada.

Un petauro adulto suele medir entre 26 y 36 centímetros, contados, eso sí, desde el principio de su hociquito hasta la punta de esa cola frondosa que mide tanto como su alargado cuerpo. Como suele suceder en la naturaleza, los machos de la especie suelen pesar algo más que las hembras: entre 120 y 160 gramos los primeros y entre 100 y 120 gramos las segundas.

casas en venta merida

Si tuviéramos que comparar al petauro del azúcar con un animal parecido, seguramente elegiríamos a una ardilla. Comparte con ella numerosos rasgos físicos, como la pequeña cabeza redondeada o sus grandes y profundos ojos oscuros. Pero el pequeño petauro presenta otros rasgos que le diferencian de otras especies: sus largas orejas con los bordes de color negro, su hocico afilado con la punta sonrosada, el antifaz negro que bordea sus ojos o esa larguísima y peluda cola, que tanto le ayuda en sus desplazamientos por el bosque.

Venta de autos nuevos

 

EL PETAURO DEL AZÚCAR CUENTA CON UN PAR DE “ALAS”

El petauro del azúcar vive en las zonas arbóreas y se desplaza por las ramas de los árboles planeando entre ellas. ¿Cómo?, gracias a dos membranas que le recorren el cuerpo y que se denominan patagios.

Terrenos en venta Yucatán

El petauro posee dos patagios, uno a cada lado del cuerpo y recorren sus costados casi en su totalidad, desde uno de los dedos de su mano hasta el pulgar del pie de su pata posterior. Estas “alas” que le permiten volar distancias de hasta 50 metros cuentan con la ayuda de un timón natural: su frondosa cola.

Otra herramienta biológica que permite al petauro vivir en las ramas de los árboles son sus manos, las cuales poseen pulgares oponibles que, además de permitirles sujetarse mejor a las ramas, sirven para desparasitar la piel de su familia y llevarse a la boca las distintas cosas que encuentra en el vecindario.

El color original del manto del petauro es gris, con una franja de color marrón muy oscuro o negro que recorre su espalda, desde la nuca hasta la base de la cola. Pero ¿quieres saber una curiosidad? Los petauros en libertad son de color marrón porque su pelo se impregna de la savia de los árboles por los que se desplaza. Cuando cae una tormenta el petauro recupera su color original, una preciosa tonalidad gris perla, que perderá poco a poco en sus aventuras por el bosque.

Los petauros se encuentran en todo el este y el norte de Australia, algunos se han localizado en el sur, así como sus islas cercanas, incluyendo Tasmania y Papúa, Nueva Guinea.

 

UN AUTÉNTICO MARSUPIAL

Los petauros son animales marsupiales y, así, cuando nace su camada se aloja en “la bolsa” que tiene la hembra en la zona de su barriga. No hay problema de saturación, ya que las hembritas petauro sólo tienen una o dos crías cada vez.

Los machos tienen una característica única en relación a los otros marsupiales: tienen un pene bifurcado, el cual actúa por separado.

Los petauros del azúcar alcanzan la madurez sexual a los 7-10 meses. La temporada de apareamiento ocurre generalmente en agosto, pero puede ir de junio a noviembre. El macho dominante es a menudo el único varón en el grupo social, pero es la hembras la que deciden con quién se empareja. El macho se acerca primero a la hembra con la esperanza de aparearse y con la glándula de la frente le frota su vientre. Si ella lo acepta, ella frota su frente en el vientre de él.

El período de gestación es corto, va de 15 a 17 días y nacen de 1 a 3 crías lampiñas, las cuales miden menos de 5 mm de longitud. Los jóvenes se alojan en el marsupio de su madre donde se aferran a uno de los cuatro pezones. Allí permanecen alrededor de 70 días. A los diez días después de nacer abren los ojos y después de un mes están listos para comer alimentos sólidos.

Son unos animales muy ruidosos y además “cantan” entre ellos. Los petauros tienen muchas glándulas odoríferas utilizadas para marcar su territorio. Los machos tienen tres: una se localiza en la frente, otra en el pecho y la última, en la cloaca (abertura de las vías urinarias). La mejor manera de identificar a un macho es que al mirarlo de frente, la glándula odorífera se ve a simple vista.

Estos animales tienen un agudo sentido del olfato y del oído. Son de hábitos nocturnos, por lo que también tienen la visión nocturna muy buena. Tienen una vida de 9 años en el medio silvestre, 12 en cautiverio.

Sigue Leyendo

Animales Sorprendentes

La increíble y sorprendente MIGRACION DE LAS BALLENAS

Published

on

Cirugía Plástica en Mérida

Los estudios de migración de las ballenas demuestran que algunas especies realizan grandes viajes de ida y vuelta de los mares tropicales a los polares y otras, en cambio, sólo se mueven localmente

 

Las ballenas, junto con los sirénidos (dugongos y manatíes), son los únicos mamíferos que viven en el mar. Los delfines y las marsopas se incluyen en el mismo grupo, el de los cetáceos, y son de hecho, pequeñas ballenas.

casas en venta merida

Los cetáceos se clasifican en misticetos, caracterizados por tener las llamadas “ballenas” (o barbas) en la boca, destinadas a filtrar pequeños peces, crustáceos y otras pequeñas criaturas que componen el zooplancton, y odontocetos, que se alimentan de un amplio espectro de peces, calamares, sepias, pulpos y ocasionalmente organismos de sangre caliente, como aves y mamíferos marinos.

Irónicamente, aquellas especies acerca de las cuales sabemos más, son las peor tratadas por el hombre. La primera evidencia de caza de ballenas procede de la Noruega del siglo IX. Desde entonces se ha cazado a este gran animal y, más recientemente, se ha cazado a las ballenas más chicas, y a los adontocetos.

Venta de autos nuevos

En los primeros tiempos de la caza de ballenas, los pescadores tenían su base en tierra firme, y por ello se aprovechaban de las especies que pasaban cerca de las costas en su migración hacia las aguas más cálidas en las que se reproducían. La caza a gran escala no se hizo posible sino hasta entrado el siglo XX, con la introducción de cañones dotados de arpón y la aparición de los barcos factoría. Algunas especies podían ser perseguidas en distintos puntos de sus rutas de migración.

LOS MISTICETOS

Terrenos en venta Yucatán

Los misticetos incluyen a los mamíferos más grandes que han vivido nunca sobre la Tierra. Los mayores, como la ballena azul, crecen hasta alcanzar los 35 metros de longitud y 150 toneladas de peso. Incluso la menor, la ballena pigmea, crece 6 metros y puede pesar hasta 5 toneladas. El número de individuos se ha reducido drásticamente en varias de estas especies, debido principalmente al desarrollo de la industria ballenera. Las ballenas azules fueron capturadas en primer lugar, porque el beneficio era el mayor. Cuando su número fue diminuyendo, los balleneros se concentraron en las que le seguían de tamaño: el rorcual común, el rorcual norteño, y, más recientemente, el rorcual aliblanco.

En los comienzos de la pesca de ballena, las subastas eran capturadas cuando pasaban cerca de las costas. Más tarde también fueron capturadas en los mares antárticos, lo que provocó un severo descenso de su población.

Las barbas tienen la misma composición que nuestros cabellos y uñas, las pesuñas de los caballos o los cuernos del ganado. Fueron utilizados como refuerzos flexibles en corsés y en algunos tipos de botas altas. Se emplearon también en la fabricación de escobas y fustas para caballos, así como en la indumentaria de la guardia británica y danesa. Muchos otros productos también se obtuvieron de la ballena, siendo el más importante el aceite, el cual se empleaba para la fabricación de jabón y margarina y, en menor medida, en la elaboración de pinturas. El aceite de peor calidad se empleaba para cubrir el cuero, particularmente en la manufactura de ante.

EN LOS ÚLTIMOS 100 AÑOS SE HA COMPROBADO QUE LOS MISTICETOS MIGRAN ESTACIONALMENTE A LO LARGO DE GRANDES DISTANCIAS

Pueden ser observadas en mares árticos y antárticos en los meses de verano, y en los trópicos durante el invierno. Los estudios del contenido estomacal de estas ballenas, incluso cuando se encuentran en zonas tropicales, indican que la comida ingerida es principalmente de origen ártico y antártico, y que la capa de grasa es más delgada en los trópicos. La presencia de ciertos balanos, así como de cicatrices de lampreas sobre la piel demuestran su estancia en aguas tropicales, mientras que una delgada capa de diatomeas encontrada en ballenas azules revela una larga permanencia en latitudes altas.

Muchas ballenas se reproducen en aguas cálidas tropicales y subtropicales, donde sus crías encuentran buenas condiciones para sobrevivir, y migran a latitudes mayores para alimentarse. Aunque en tierra, los trópicos son áreas exuberantes con densas selvas húmedas, las azules aguas tropicales tienden a ser pobres en alimento. Las concentraciones de masas de plancton y de sus consumidores son raras en los trópicos, donde grandes áreas del océano son virtuales “desiertos en el mar”. Como consecuencia, estas ballenas deben moverse continuamente lo largo de grandes distancias en busca de comida, la cual es abundante durante el verano en los océanos Ártico y Antártico.

Sin embargo, hay excepciones. Las aguas ecuatoriales de las Islas Galápagos, el mar Caribe, el mar Arábigo y unos pocos lugares más contienen literalmente cantidades colosales de plancton, peces y calamares. Grandes bancos de delfines, en ocasiones miles de ellos, se pueden encontrar en estas regiones y no emigran lejos dado que no lo necesitan.

Entre las ballenas barbadas, la ballena de Bryde es tropical y subtropical, y no lleva a cabo grandes migraciones. Su dieta es variada como para permitirle encontrar áreas de alta productividad, como los afloramientos oceánicos, donde hallan la comida necesaria todo el año. Algunos rorcuales albiblancos parecen ser habitantes permanentes de zonas cálidas, mientras que otros pasan los meses de verano en los mares polares ricos en alimento.

Los viajes de las grandes ballenas migratorias como la ballena azul, el rorcual común y la yubarta son extraordinarios. Abandonas las zonas ricas en plancton, al final del verano, y vuelven a las aguas “pobres” tropicales y subtropicales, sólo algunas habrán tomado algún alimento durante este largo viaje. De cerca de 6 mil yubartas capturadas en la estación subtropical de Tangalooma, Australia, durante los años 50 y 60, únicamente una de ellas tenía alimento en el estómago. En aquella zona, los balleneros podían distinguir de forma fácil entre las ballenas procedentes del norte, es decir, aquellas que migraban desde las áreas de verano hacia mares tropicales, de las muchas más delgadas que migraban hacia el sur, abandonando los trópicos. En otras palabras, estas ballenas ayunan durante al menos 4 meses al año, viviendo de su grasa y otros tejidos corporales almacenados durante el verano. Lo que es más remarcable, es que algunas de ellas están embarazadas mientras se dirigen a las zonas cálidas de cría, para lo cual tiene que salvar más de 7000 mil kilómetros, y amamantan a sus crías durante el viaje de vuelta. Y, además, en todo momento su temperatura corporal es como la del ser humano: 37 grados centígrados.

Su gestación dura cerca de 12 meses, así que la hembra que se aparea en la estación de cría emigra hacia las áreas ricas en alimento en los meses de verano mientras el feto crece, y da a luz cuando regresa al área de cría al año siguiente.

 

LA MIGRACIÓN DE LA BALLENA GRIS Y DE LA YUBARTA SON LAS QUE MÁS HAN SIDO ESTUDIADAS

Aunque sabemos que casi todas las ballenas crían en aguas tropicales y se alimentan en aguas polares ricas en plancton, conocemos relativamente poco acerca del destino final de muchas especies en sus rutas de migración. En ese sentido, las más estudiadas han sido la ballena gris y la yubarta, que pueden ser observadas directamente a lo largo de la línea de costa de los continentes. Este comportamiento posiblemente sea debido a que los ballenatos nazcan en aguas someras y abrigadas. Estas ballenas pueden ser vistas a menudo en aguas tropicales a una profundidad de unos 200 metros.

Las rutas migratorias de las yubartas son también conocidas a partir de estudios de individuos marcados.

La cronología de las migraciones estacionales de la ballena azul, la yubarta y el rorcual común no coincide exactamente. Los rurcuales comunes migran a los mares antárticos más tarde que las ballenas azules. Parece ser que el estado sexual y reproductivo de las ballenas es lo que determina las fechas de las partidas. Durante la migración hacia las aguas tropicales en invierno, las yubartas preñadas son de las últimas en abandonar el océano Atlántico, y la madres con sus crías también son las últimas en emigrar hacia las áreas de alimentación en primavera.

Se cree que las ballenas procedentes del sur constituyen poblaciones bien definidas de las del hemisferio norte. Incluso si cruzan el ecuador, la posibilidad de que estas ballenas se mezclen es muy reducida, dado que la mayoría visita aguas tropicales durante el invierno en su hemisferio de procedencia. De todas formas, es posible que se produzca algún intercambio.

El rorcual norteño se desplaza a latitudes más altas durante la primavera y hacia el ecuador en otoño, pero sus migraciones son más difusas e irregulares que las de otros misticetos. Su tendencia a nadar en aguas relativamente cálidas y a evitar mares helados, explica esta diferencia.

Las ballenas de Groenlandia están confinadas a las aguas árticas y subárticas. Su migración tiene lugar hacia el norte en primavera y verano, y hacia el sur a finales de otoño. Viven fundamentalmente en áreas de hielos flotantes (icebergs), y están mucho mejor adaptadas que las otras ballenas a la vida en ambientes helados. Navegan de forma fácil a través de canales en el hielo, y pueden romper capas delgadas del mismo con la cabeza. Sin embargo, no es raro que algunos ejemplares queden atrapados en el hielo y terminen congelados.

 

LOS ODONTOCETOS

Los odontocetos ocupan hábitats más amplios que los misticetos, y la migración latitudinal tiene lugar sólo en unas pocas especies. Algunos viven en ríos y se hallan, por ello, muy restringidos en sus movimientos.

 

Sigue Leyendo

Tendencias